martes, 13 de agosto de 2013

Libros de verano

Era reticente yo a pisar más la era digital, en cuanto a lectura se refiere. Pero ya he caido, ¡y de qué manera!

A veces leo con ansiedad por comenzar lo siguiente, anticipando todo lo que tengo en espera, recomendado, buscado, apetecido, encontrado ¡es terrible!

Me sigue gustando el papel porque no se le acaba la batería, y aunque pese, va donde yo vaya.

Os recomiendo muchísimo a Enric González. Tiene libros cortísimos, así que es posible zamparse toda su bibliografía en una semana de vacaciones. De su etapa de corresponsal: Historias de Nueva York, Historias de Londres, Historias de Roma, Historias del Calcio, y también me he leido el último, Memorias líquidas. La pena es que son cortísimos, pero me encanta como escribe y qué bien se entiende una ciudad, si son sus ojos y sus palabras las que te lo cuentan. Me gustó muchísimo, especialmente para entender Italia, Historias de Roma. Me encantaba buscar en el google maps, Street View (el viaje moderno del pobre) las calles y lugares que iba describiendo. Luego Historias de Londres.
 
La caida de los gigantes de Ken Follet. Hace mucho tiempo leí Los pilares de la tierra, un libro conocidísimo por todos, gordísimo, que daba mucha pena que terminara.
Este libro también es gordísimo...y se hace eterno. Se me ha hecho pesadísimo, no me parece demasiado bien escrito y no engancha. Creo que mete demasiadas familias, demasiados frentes abiertos que dan mucha pereza seguir, aunque luego es lo único que realmente me hizo terminarlo: la pura novela de las personas y sus historias. La I GM se me ha hecho pesadísima de su mano. Me gusta la historia, pero dependiendo de quien me la cuente.
 
En todo caso, y aunque me ha costado la vida terminarlo (además de lo que me afectaban las batallas...) saber que tiene continuación con la II GM en El invierno del mundo, me pica. Ya veremos si lo leo. Supongo que sí. Fijo ¡Maldito folletinero!
 
 
 
He leído Cinco Cuartos de naranja, es la misma autora que Chocolat. Es increíble que haya escogido un libro de la II GM, aunque esta vez de fondo...y de envoltura. Un libro magnífico, unos personajes muy bien dibujados, aunque cuando lo piensas no son profundos, y no sabes como ha conseguido la autora que te pongas del lado de todos y en contra de todos también. Pura humanidad. Es dolorosísimo el amor contenido y no expresado que hay, la convivencia desgarradora, los intereses sobre lo demás, lo difícil que es convivir con la enfermedad en casa. Me ha gustado muchísimo, además que la protagonista lee durante todo el libro un recetario de su madre, donde iba anotando pensamientos, recuerdos e ideas entremezclados con las recetas. Como este blog ¡salvando las distancias! Framboise vuelve muy mayor a su pueblo de origen ocultando su verdadero nombre y procedencia...esconde un gran secreto que los habitantes del pueblo recuerdan, y que no le perdonarían si la reconocieran...
 
 
 
 




Acabo de terminar, para desintoxicarme, y reirme un poco, La tía Mame. Es un libro delicioso, irónico, que refleja la norteamérica de principios del siglo XX, en los años 20 y su sociedad. La tía Mame, una excéntrica y rica señora, se hace cargo de su sobrino cuando queda completamente huérfano a los 10 años. Aunque no se cría con ella, ya que por otras influencias acaba en un internado, Patrick tendrá más cerca a su tía Mame de lo que nunca tuvo a su padre, y a través de sus recuerdos nos lleva por los desvaríos, extravagancias, excentricidades y ocurrencias más hilarantes de su tía durante su niñez, adolescencia, juventud...y madurez. Un gran libro, muy recomendable.
 
 
 
 
 
 
He leido a Elvira Lindo. Ya hace tiempo que me leí Tinto de verano en sus 3 volúmenes, entretenido y de muy fácil lectura, para el verano. Ahora me he leído Lugares que no quiero compartir con nadie, de sus vivencias en Nueva York, donde vive 6 meses al año con su marido, el también escritor Antonio Muñoz Molina. Me ha resultado un libro entretenido y divertido a la manera de Elvira, te tiene que gustar, y a mí ella me gusta, es neurótica y cachondísima. Es terriblemente descriptiva sin dobleces ni paños calientes sobre Nueva York, el sueño americano y la tierra de las oportunidades. La carta que le escribe a un periodista español que quiere dejar España y arrastrar allí a su familia sin trabajo para buscar una oportunidad es terrorífica en su descripción de la vida cotidiana para un currito medio en la gran manzana. Hace un recorrido maravilloso por los lugares que no quiere compartir con nadie, que por supuesto, son de comida, como a mí me gusta. Es un libro también para autojustificarse mucho, escrito en muchas ocasiones para sus detractores, y que francamente, me molesta porque quiero leerla a ella, no a sus enemigos a través de ella.
 
También últimamente he leído Un viejo que leía novelas de amor ¡qué desesperación querer y no saber, y luego no poder leer! Una historia cortita, hermosa, de vida, de muerte, de debilidad y de humanidad. Muy corta, podría ser el primer capítulo de una gran novela. Recuerda mucho al Macondo original de Gabriel García Márquez, y al Amor en los tiempos del cólera en lo que podría haber sido.
 
 
Y con esto y un bizcocho, me voy a comenzar éste libro que me han recomendado mucho, y encima es gordo:
 
 

10 comentarios:

  1. Yo, como tu dices, he tardado en engancharme al e-book, pero ahora estoy encantada, aunque lo alternos con mis libros a los que no se les acaba la batería,ja,ja,ja... por eso llevo siempre encima los dos, por si se me cuelga el primero...
    Besicos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. MaryLou, Yo siempre llevo los dos...por si las moscas ¡besos!

      Eliminar
  2. Me los apunto todos, me vienen que ni pintado para mi próximo viaje NYC!

    Gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anita ¿a NY? qué suerte!!

      Disfruta mucho!!

      Eliminar
  3. yo me enganche al ebook y más al ipad, me parece más agil de buscar los libros pero en cualquier caso ya nada es como antes y voy lentisima...envidio cuando veo que el resto del mundo lee.
    me apunto tus recomendaciones, como siempre!
    feliz verano!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uma, a veces caen dos míseras páginas un día...antes de caer en coma. Otros me doy cuenta que el rato que he estado chafardeando sin hacer nada por internet, podía haberlo dedicado a un libro...hasta que doy con uno, y estoy buscando como loca ratos para ponerme con él ¡vicio!

      Besitos

      Eliminar
  4. Jope, yo que no me acabo de enganchar. No hago más que comprar tochos de papel.

    ResponderEliminar
  5. El de "historias de Nueva York" me gustó, quiero leerme el de Roma.
    También el de Elvira Lindo .
    "El viejo que leía novelas de amor" está en mi top 10.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pseudo ¿también quieres leer el de Elvira, o también te gustó?

      ;P

      Besos!!

      Eliminar

Gracias por pararte a escribirme algo