lunes, 16 de julio de 2012

Comidas veraniegas (y libertad horaria comercial)

Hasta hace un rato he estado preparando varias comidas fresquitas de verano, de esas que quedan hechas en la nevera, te duran algo más de dos días, y te hacen un favor y gran ilusión cuando llegas de trabajar.

En el salón el santo y la niña grande ven asombrados un programa de televisión, me llaman constantemente -mira mamá, ven- yo que estoy tan agusto abstraida en mis pensamientos mientras cocino. Y es que a veces nos pasa ¿no os pasa? que las cosas no son tan buenas si no las estás compartiendo con los tuyos. Todos juntos, aunque te aburras, pero juntos.

Esta misma tarde, tras venir de la piscina nos hemos puesto a arreglar collares rotos, usados, a ver si sacábamos alguno entero. La niña chica, que ya tiene poco de bebé, los enredaba. La grande aprovecha y saca su caja de cuentas para hacer sus propias creaciones. Y ahí estamos, las tres, cada una haciendo una cosa diferente, pero juntas bajo el mismo techo. Si estuvieramos separadas, me estarían reclamando todo el rato. Con el santo es igual. Uno puede estar viendo la tele, o leyendo, y el otro chafardeando con el ordenador. Pero uno al lado del otro. Por si acaso uno quiere decir algo. Porque lo mismo se presenta algo que hay que compartir, aunque sea con una mirada. Aunque mientras tanto haya silencio.

Nunca he entendido a esas personas que no quieren acabar en una cafetería junto a su pareja sin hablar ¿acaso no saben cuanta confianza se necesita con alguien para poder estar cómoda con una persona durante horas sin hablar?

Esto no tiene nada que ver con el amor ¿o sí? pero estoy segura que sí con el cariño y con la confianza, y el conocimiento mutuo. A veces las palabras se sustituyen por una mirada rápida que lo dice todo, y que a veces incluso se evita delante de personas para que no se den cuenta, que te diste cuenta. Y tú piensas: no me mires, ya sé lo que estás pensando, no me mires ni esperes que te mire, que se van a enterar que nos hemos enterado...¿complicidad le llaman?

Confianza y complicidad. Casi nada. Eso no está en la fase de enamoramiento puro y duro, el hormonal, el agotador. Porque ahí aún vas buscando clavos que sostengan lo que sientes, y atarlo ¿lo sentirá igual? eso no pasa con los años y con la pareja mayor sentada en una cafetería sin hablarse. Saben exactamente, para bien, para mal y para regular, lo que pasa con el otro, y lo que pueden esperar.

Si a esas alturas del silencio, no saben lo que piensa el otro, entonces creo que sí hay problemas.

Pero mientras tanto yo venía a decir, a propósito de la libertad horaria de los comercios, y sobre las aperturas de todos los domingos y festivos en la comunidad de Madrid, que es una milonga.

Que todos sois (somos) consumidores, que no os creáis la chorrada esa de que van a crear puestos de trabajo: es mentira.

Los trabajadores del comercio que libraban el domingo, ahora lo trabajarán, y se lo darán a librar entre semana. Como ha venido pasando, por ejemplo, en diciembre, cuando se abría todo el mes ¿alguien cubre ese día? no os engañéis, nadie nuevo, lo cubren los compañeros. Y si no hay compañeros, lo cubren otros compañeros, aunque cada uno ya acumule el trabajo de 4 personas.

Que pienses que no vas a levantarte ningún día todos juntos, con tu marido y tus hijas se hace duro, aunque la vena optimista, harto exprimida, te diga que menos mal que conservais el trabajo. Que no pasa nada porque libre un miércoles laboral para mi y que no podamos disfrutar todos al menos de una jornada. No ya un fin de semana. Sólo un día...conciliación familiar empieza a ser ya un concepto fósil...existió, queda algún resto. Aún así, no puedo quejarme, compartimos por lo menos casi todas las tardes con nuestras niñas, no sé durante cuánto tiempo, pero lo hacemos. Sin ir más lejos mi cuñado trabaja a turnos, y a veces tampoco libra durante días, y si el turno es de mañana mientras sus hijas están en el colegio...vale, pero si trabaja toda la tarde, mientras mi hermana tras su trabajo carga con todo para verse a las 00.00...pues eso.

Hoy tuvimos suerte. Y sin contar ayer con este domingo especial, al final se apiadaron y le llamaron para cambiar el turno, y que librara hoy el santo.

Crisis es cuando un domingo inesperado, sin visos de ser disfrutado con tu pareja y tus hijas, se transforma en un día largo, aprovechado, en el que estáis literalmente juntos y pegados, aunque sea haciendo cada uno lo suyo, o hasta para aburrirse.

Y tú, completamente gilipollas y ajena al sistema, te sientes hasta feliz, e inmensamente rica.

Venga, va. La receta:

He hecho Salmorejo y Ensalada de judías blancas:

El salmorejo rapidito porque era de tomate natural de lata:

-Una lata de tomate natural entero pelado (yo tiro el caldo, que sabe a conservante)
-Un poco de pan reposado, y si no hay, reciente.
-Un diente de ajo. Quitar el brote para que no repita
-Sal y aceite de oliva virgen extra (AOVE)

Triturar todo bien finito en la batidora. Yo lo sirvo con huevo duro y jamón picado ¡delicioso! Con un huevo por persona, y bien de jamón, nosotros lo tomamos en verano como plato único (los adultos)

Y ahora la ensalada de judías blancas:


-Un bote de alubias blancas cocidas
-Un pimiento pequeño verde picado en trozos pequeños
-Media cebolleta picada igual
-2 latas de atún (o palitos de cangrejo, o anchoas)
-1 latita de maiz
-2 tomates picados en trocitos
-un puñado de pepinilos en vinagre picado en rodajitas
-Sal, AOVE y vinagre

Mezclar todo y dejar reposar para que se mezclen los sabores. También es plato único si le ponemos más proteina (atún, caballa, cangrejo, huevo, anchoas....)

Y nada más (ni menos)

Y que si podéis, evitad comprar en domingo. De verdad, que no estáis haciendo ningún favor ni a la economía, ni a las familias.

Abrazos apretaos

33 comentarios:

  1. Me encanta el salmorejo.
    A mi me llevan los demonios con lo de abrir los domingos.Hoy hemos estado por el barrio gótico, con las tiendas cerradas y me gusta así.
    ¿Conciliación?, ja. ja y requetejá.
    Hay dos tipos de parejas que no se hablan en las cafeterías, y se nota la diferencia a la legua, los que se lo dicen todo con la mirada y los que se lo tienen todo dicho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Antes vivíamos comprando lo necesario el sábado. Y sin pan en navidad y año nuevo...

      Besos

      Eliminar
  2. Una entrada realmente conmovedora, de verdad, me ha emocionado.
    POR FIN una receta de cocina en que al brote de ajo lo llama brote de ajo y no germen.
    Un besino.

    ResponderEliminar
  3. En el ultimo párrafo de tu post has dicho lo que te iba a a comentar. Si no fuera NADIE a comprar en domingos ni festivos no abrirían tiendas ni centros comerciales. Mi tenda abre todos los dias de la semana y ayer domingo me tocó trabajar. Volví por la tarde a casa medio muerta de tanta gente que no sabe qué otra cosa hacer un domingo que no sea comprar, y lo peor: no hace mucho el jefe ya nos dijo que este año, definitivamente, se abrirá el día de Navidad y Año nuevo (dias que desde que estoy en esta empresa son los únicos que se han respetado a los trabajadores) .
    Tanto cuesta estar un solo,día a la semana sin bajar a comprar????
    Recuerdo un dial del Pilar que me tocó abrir la tienda, y las mujeres que entraban a comprar calmaban sus conciencias haciendo el comentario sobre la ambición de nuestro jefe que ni un día como ese nos dejaba descansar, pero yo, que no tengo pelos en la lengua les respondía que quizás no tuviera que abrir el jefe si ellas no bajaran a comprar (por supuesto se lo dije a calientas de máxima confianza y comprensión)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me temo que la Navidad y Año nuevo ya lo vamos a pringar definitivamente.

      Ojalá se lo gasten en medicinas, así te lo digo, porque lo que es mi marido, no lo va a cobrar.

      Eliminar
  4. Qué bueno entrar en tu cocina y encontrar este plato fuerte.Me uno a tus razones y aplaudo el comentario de pseudo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una buena manera de comer legumbre en verano

      Besos princesa

      Eliminar
  5. Querida Tita, Servidora y Sensei llevamos lo de va de Julio sin vernos prácticamente, como sus compis están de vacaciones tiene que cubrir el turno de la tarde, no llega a casa hasta las 23:30, con lo cual, cenamos un poco juntos (si antes no me he desmayado en el sofá) y poco más nos vemos, si libra el fin de semana nos vamos a PuebloNinja con el peque, pero si le toca guardia el fin de semana, aquí la "menda" se para el día sola. Igual que las tardes de Julio, que voy ya por la segunda vuelta en la limpieza general de la casa....

    Y como bien dices, agradecidos y emocionados por poder decir que tenemos curro.

    Me apunto las recetas, para cuando pueda comer.. estoy en plena fase Dukan y sólo mirar la foto de la ensalada me hace babear.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin más palabras ¿Cómo va la dieta?

      Besos

      Eliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Yo entre semana no puedo ir a comprar mas que lo justo al super, asi que reconozco que más de un domingo que salga malo, aproveche para hacer alguna compra. Porque no me queda otra, y en el fondo me va a venir bien. Pero reconozco que es una putada y gorda para el personal, y que no va a crear empleo, porque no se va a comprar más, simplemente se va a cambiar el dia de compra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alguna vez yo he ido a comprar a un super algo que se me había olvidado, lo reconozco...pero nunca mais. No hago beneficio, ni van a contratar a gente extra.

      Sàcabao!

      Eliminar
  8. Confianza y complicidad, decírcelo todo con una mirada. Eso es el amor maduro.

    Soy más de gazpacho, pero no le hago ascos a un buen salmorejo. Así hago yo la ensalada de alubias, qué rica.

    Somos una sociedad consumista, más por imposición que por necesidad. Nos bombardean con la necesidad de tener y tener... ahora comercios abiertos todos los días y a todas horas. Si gastaran la misma energía en hacer respetar los derechos de todos, otro gallo cantaría.

    Paciencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta el salmorejo, el gazpacho, mil ensaladas...me apetece todo en verano, así que dejar 4 ó 5 cosas hechas y que cada uno elija ¡me encanta!

      Besos Carmen

      Eliminar
  9. Estoy contigo en que lo de los domingos es una falacia, los que ya están trabajaran peor y más cabreados y no creo que se venda mas pq la gente cada vez va a tener menos dinero que gastar con tanta subida.Yo creo que la época del superconsumismo (salir de tiendas por salir y siempre comprar algo pq si) se ha acabado con estas crisis.
    por otrolado Estoy en la misma situacion que tu cuñado y tambien curro festivos asi que que me vas a contar!

    Fijate que yo siempre había pensado mal de esas parejas que están sin hablar en el bar...pero lo que dices tu es otra forma de verlo...lo de la complicidad es un grado, me siento muy identificada con tus palabras...cuantas veces una misma imagen nos sugiere igual pensamiento o igual carcajada...
    Y lo de que da igual hacer cosas distintas pero bajo el mismo techo...¡que cierto! pero con B tiene que ser de la misma habitación...en cuanto emigro a la labor temporal que sea me persigue! tiene mamitis total! y eso que yo tengo hijitis no creas.

    Besazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uma, es cierto, mientras estemos todos en la misma habitación, sin problemas!

      Besos

      Eliminar
  10. Que rica la receta!!!

    Nunca compro en domingo, por principios...

    Besucos de abuelilla

    ResponderEliminar
  11. Al ser de otro planeta ultimamente, no me había enterado de nada, pero me parece una barbaridad que ya abran los domingos... esta bien para las tiendas de barrio, porque cada uno es su propio jefe y para estar en casa viendo la tele pues estás en tu negocio, pero para las grandes superficies???? ya me parece demasiado, son bastantes las horas que están abiertos durante la semana.

    En cuanto a la ensalada.. pfff, al futuro no le gustan las habichuelas, y ya probé a hacer ensalada de arroz y hemos llegado a la conclusión de que las legumbres, mejor calentitas al lado de la nevera abierta jajajaja.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Merengaza, las tiendas de barrio lo llevan peor, porque si no tienen empleados, siempre tiene que abrir la misma persona si no quiere que se la coma la competencia. Vida familiar cero.

      Besos

      Eliminar
  12. "no quieras para los demás, lo que no quieras para tí"... a todos nos gusta pasar el domingo en familia o simplemente, descansando... pues a los empleados de comercio, también.

    saludos pelusones.

    ResponderEliminar
  13. Durante 34 años no he tenido ni vacaciones en Agosto, ni Navidades , ni domingos, ni festivos... así que no lo veo tan terrible y pienso que facilitan la compra a personas que antes no podían disfrutar de las compras de diario. Pero ya sabes aquello de "nada es verdad ni es mentira..." Lo importante es que haya trabajo, dinerito y salud para disfrutarlos.
    ¡MUAC!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pedro: es algo más que trabajar cuando los demás descansan.

      Es no descansar ni en 20 días. El santo lleva trabajadno desde el 19 de julio y a día de hoy ni ha librado, ni se le espera en cuadrante hasta el 13 de agosto (casi un mes trabajando sin librar ni un día)

      ¿Qué te parece eso? ¿Crees que ya me importa si librara en lunes, martes o jueves?

      Eliminar
  14. Todos tenemos que descansar. Y todos tenemos derecho a pasar un festivo con la familia, todos juntos.
    Esta vida que llevamos a veces nos lo complica, y si bien es cierto que para los que trabajamos poder ir a hacer la compra en domingo es una facilidad, una comodidad, también es cierto que de algún modo destruye un tipo de forma de vida que a mí me gusta...

    Que los domingos sean fiesta, que los sábados casi casi sean fiesta, que el domingo las familias den una vuelta, dormiten todos juntos después de comer, los niños hagan los deberes mientras las madres hacen la comida antes de salir a dar una vuelta, y los padres antes leían el periódico, y ahora, pues... limpian el polvo...jajajaja...

    Con la apertura los festivos eso se destruye, y con eso, muchos valores.

    Yo soy autónoma, trabajo para mí. Llevo muchos años trabajando sábados, domingos, festivos, cuando me toca. NO lo hago por gusto, ni porque como he leido por aqui "para estar viendo la tele me voy a mi negocio..." no es así... es porque no queda otra, porque no hay para pagar a nadie más... y el trabajo hay que sacarlo como sea. Pero quizá por eso, porque hay temporadas que me lo pierdo, valoro la importancia de un finde en familia.

    También he padecido preguntas del tipo ¿mañana no abrireis, no? (Víspera del día del Pilar en Zaragoza), o comentarios tipo "os estuve llamando el lunes (Navidad) y nadie me cogió el teléfono". Me parecen comentarios de un egoismo vomitivo...

    Así con gran esfuerzo por mi parte, voy a dejar de comprar en festivos. Y sobre todo, me voy a esforzar inmensamente en no comprar en grandes superficies. Ya compran otros por mí, no hay peligro para el trabajo de las dependientas. Sin ir más lejos, llevaba semanas detrás de un tipo concreto de estuche para mi hija, para el cole. Sabía que en El Corte Inglés lo tenían... pero no he parado hasta que no lo he encontrado en una tienda "normal"... de un autónomo, como yo... Las grandes superficies ya tienen quien les apoye, y quien legisle para ellas... a los autónomos no nos defiende nadie.

    Y no me enrollo más.

    Ahhhh El salmorejo... que riiicoooo... me vuelve loca...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es, Elena...son las grandes superficies por las que se mueve esto. No es por el pequeño comercio. Esto les destruye más aún, al comercio, y a las personas.

      Los autónomos...vendidos estáis. Llamaté Carrefour, que verás que bien te va todo.

      Besos

      Eliminar
  15. Tienes más razón que un santo..., y parece que nos tenemos que conformar con todo, se están aprovechando de la dichosa CRISIS para campar a sus anchas...pero vamos a lo importante, a disfrutar de los momentos compartidos, complices y silenciosos de los nuestros y de ese rico salmorejo, es que las judías no son mi fuerte.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  16. Nora, lo de aprovecharse de la crisis, es que ya es de traca, escandaloso.

    Besos

    ResponderEliminar
  17. No quiero comprar el domingo y espero mantenerme firme.

    Y adoro la sensación de plenitud que me permite horas sin hablar, simplemente levantando la mirada de vez en cuando para constatar que sigue estando ahí y que no es un espejismo. Para la pasión siempre habrá un hueco.

    Un beso preciosa

    ResponderEliminar
  18. hablo sin tenerlo claro que conste...tengo la opinión poco asentada y os he leido con atención vuestros argumentos para hacer los mios.
    pero yo creo que no es tanto abrir en domingo como el desorden horario español en general: los bancos no abren por la tarde, los coles entran a las nueve y pico, el corte inglés cierra a las diez, la gente cena a las doce, la mayoría de los funcionarios van de 8 a tres, el bonarea de mi barrio abre a las 17.30...

    Y por cierto mi mujer hace el mejor salmorejo del mundo y voy a blasfemar me encanta el gazpacho de alvalle.

    ResponderEliminar

Gracias por pararte a escribirme algo